Peeling

Un peeling es un tratamiento dermatológico no invasivo ni doloroso indicado para mejorar el estado de la piel. Consiste en la aplicación de un producto químico para exfoliar y desprender las células viejas y dañadas que son reemplazadas por una nueva piel regenerada, lisa y suave, con menos marcas y arrugas.